Make your own free website on Tripod.com

 

 

 

Quienes somos?
Últimas noticias
Presas y presos políticos
Acción y mobilización
Fotos
Para contactarnos
Enlace

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Se debe investigar si el Ejército protege a paramilitares: Codehum

 * Es excesiva la presencia militar en zonas indígenas, afirma el visitador general

De la corresponsalía, Chilpancingo * El visitador general de la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos de Guerrero (Codehum), Hipólito Lugo Cortés, dijo que se debe investigar si efectivamente elementos del Ejército mexicano protegen a un presunto grupo paramilitar que actuá en los municipios de Ayutla de los Libres y Acatepec, donde ha cometido una serie de violaciones a los derechos humanos.

Este lunes, un grupo de indígenas de ese municipio que pertenecen a la Organización Independiente de Pueblos Mixtecos Tlapanecos (OIPMT)  y a la Organización de Pueblos Indígenas Me’ phaa pidieron la intervención de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) y de la Codehum para que se frene la persecusión contra los habitantes de esa región, de la que acusaron principalmente a un grupo paramilitar que opera coordinado por el Ejército.

Según los indígenas y dirigentes de las organizaciones, entre ellos Cuauhtémoc Ramírez Rodríguez y Arturo Campos Herrera, a raíz de la masacre de El Charco, en 1998, el Ejército mexicano y un grupo paramilitar cuyos integrantes militan en las filas del Partido Revolucionario Institucional, han generado violencia y represión que ha dejado como resultado la muerte de nueve personas, detenciones arbitrarias y violaciones sexuales de dos mujeres.

El visitador general de la Codehum, Hipólito Lugo Cortés, entrevistado vía telefónica, dijo que “sería muy grave” si se comprobase que el Ejército mexicano realiza otro tipo de tareas que no están establecidas en la Constitución General de la República.

“Nosotros creemos que la presencia del Ejército en zonas indígenas es excesiva, también hay que recordar que ahora, las nuevas facultades que le da su ley orgánica, permiten que esta institución acuda a las comunidades para realizar tareas sociales y de desarme como lo establece la Ley Federal de Armas y Explosivos”, refirió.